"Hilar San Juan" en Valle Fértil: clave para el crecimiento de emprendedores y artesanos locales.

En total, son más de 20 los emprendedores y emprendedoras sociales vallistos, quienes conforman el primer local departamental de “Hilar San Juan”.
52069383087_97067b860c_b

En una nueva expansión de las acciones públicas que lleva adelante el Gobierno de San Juan, el programa “Hilar San Juan”, sumó un nuevo espacio físico gracias al recientemente inaugurado local en Valle Fértil. El mismo, cuenta con artesanos y emprendores que muestran sus diseños exclusivos, donde se destaca la producción que respeta el medio ambiente, trazable y sustentable.

En total, son más de 20 los emprendedores y emprendedoras sociales vallistos, quienes conforman el primer local departamental de “Hilar San Juan”, una política surgida desde el Ministerio de Desarrollo Humano y Promoción Social, en esta oportunidad, en conjunto con el municipio de Valle Fértil.

El objetivo que persigue el programa es ofrecer productos únicos, con un protagonismo del aspecto sustentable, pero también les permitirá aumentar la capacidad productiva. También, posibilita un impacto positivo en la biodiversidad vallista, gracias a la utilización de productos regionales. A su vez, este espacio implica potenciar la comercialización y explorar nuevas formas de venta, sin intermediarios y a precios más accesibles.

En el caso del nuevo local cuenta con emprendores de la talla de Mariela Caravante, una mujer destacada en la comunidad. Cuenta con varios emprendimientos tales como trabajos de alta costura, cosmética natural que se realiza con yerbas del lugar, cuadros, tejidos en telar a dos agujas a crochet, muñecas y hasta un vivero, lo que la convierten en una emprendedora que incursionó en varios rubros.

Caravante cuenta que siempre está en la búsqueda de destacar sus productos y se define como artesana y modista, “me interesaba mucho la naturaleza y sacar las virtudes, yo tengo artritis y cuando me enteré que la jarilla tenía yodo, potasio y sodio empecé a probar y comencé a hacer los aceites y alcoholes. Después seguí con los jabones, la jarilla es autóctona y tiene muchas virtudes, además también esta la cola de caballo que es regeneradora de células”.

“Hilar San Juan, para mi es maravilloso, poder mostrar todo lo que hacemos, y explicar para qué sirve, por lo que vamos a dar nuestro máximo esfuerzo para sacar adelante este local. Ser emprendedora es arriesgarse, probar hasta que salga cada vez mejor”, agregó Mariela.

52070906435_d998901107_b

Fuente: Si San Juan